¿Cómo prensamos los aceites?

Ol’Vita Krzysztof Dziaduch utiliza tecnología de prensado en frío para la producción de sus aceites vegetales comestibles. El aspecto clave es utilizar materias primas cuidadosamente seleccionadas de alta pureza y clase Premium.
La compañía produce varias docenas de aceites diferentes prensados en frío. Para garantizar una baja temperatura de prensado por debajo de los 35°C, las prensas de tornillo y sus rangos de velocidad deben adaptarse especialmente al tipo de materia prima. Sólo así es posible obtener aceites con parámetros constantes, inalterables, con las características de un aceite virgen. En el caso de los aceites delicados, como puede ser el aceite de linaza para la dieta del Dr. Budwig, con un alto contenido en ácidos omega-3, la grasa se enfría por debajo de los 10°C.
Para eliminar las partículas de semillas y las fracciones de proteínas, el aceite a presión pasa por una serie de filtros especiales. Este proceso garantiza un sabor neutro, característico de la materia prima de la que se extrae el aceite. La filtración es uno de los elementos que influye en la alta calidad del producto final y en unos parámetros bioquímicos y microbiológicos adecuados.
El proceso de prensado „en frío” no deja residuos de producción, ya que el residuo sobrante (torta) se utiliza como pienso con un alto contenido proteínico (p. ej., torta de colza, girasol) o también puede utilizarse como materia prima para la fabricación de diversos tipos de harinas (p, ej., harina de calabaza).